¡Nos empujan a la lucha, hay que prepararla... Fuera los traidores de la Patria... No al gasolinazo!

Obama-Peña: el encontronazo por el “populismo” (Video)

POR LA REDACCIÓN , 2 JULIO, 2016

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Como si se tratara de un debate sobre “tendencias políticas”, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, llamó la atención a su homólogo mexicano, Enrique Peña Nieto, y le aconsejó usar con cuidado la etiqueta de “populista”, porque de acuerdo con la idea que él tiene de ese concepto, dijo, sólo debe aplicarse a quien lucha por la justicia social. Él mismo, subrayó, podría ser un populista.

En la Cumbre de Líderes de América del Norte, donde se reunieron los presidentes de Estados Unidos y México, junto con el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, Peña Nieto dio sus puntos de vista sobre el populismo y remarcó lo que considera sus aspectos negativos, sin mencionar al dirigente de Morena, Andrés Manuel López Obrador, sobre quien desde el círculo oficial y la comentocracia afín al poder, se mantiene una permanente campaña de descalificación.


Enrique Peña Nieto y Barack Obama, en Ottawa./Foto: AP/Pablo Martinez Monsivais


Al micrófono, el Ejecutivo mexicano desacreditó a los actores políticos que utilizan esa táctica porque, precisó, sólo se dedican a “destruir lo que se ha construido” en beneficio de la sociedad.

“En este mundo, hoy se presentan en distintas partes actores políticos que asumen posiciones populistas y demagógicas, pretendiendo eliminar o destruir lo que se ha construido, lo que ha tomado décadas en construir, para revertir problemas del pasado. (…) Llevar las riendas de un país es algo más que dar respuestas sencillas, es complejo y difícil”, soltó muy seguro.


Y vino un duro revés de Obama, quien interrumpió el discurso y pidió revisar el término “populismo” en un diccionario.






Sostuvo que él compitió dos veces por la presidencia de Estados Unidos, porque le preocupaba la gente, en especial los niños, los pobres, los trabajadores, la educación, las madres trabajadoras y la justicia tributaria.

“En el 2008 cuando yo era candidato y el motivo por el cual fui candidato nuevamente, y el motivo por el cual despues de dejar el gobierno voy a trabajar en algo en el servicio público es que a mi me interesan las personas, los individuos, y quiero que todos los niños en Estados Unidos y América del Norte tengan lo que yo disfruté. Me preocupan los pobres que trabajan muy duro pero que no tienen ninguna oportunidad de poder progresar, me preocupan los trabajadores, para que tengan una voz colectiva en el lugar del trabajo y que reciban su parte del pastel. Me quiero asegurar que los niños reciban una buena educación, que una madre trabajadora tenga el cuidado de su niño en el cual pueda confiar.

“Deberíamos tener un sistema tributario justo y personas como yo, que se han beneficiado de las oportunidades ofrecidas por la sociedad, paguemos más para asegurarnos que niños de otros menos afortunados tengan esa oportunidad. Pienso que debería haber límites sobre los abusos del sistema financiero para no repetir los errores del 2008. Debería haber transparencia en cómo funcionan nuestros sistemas para que no existan personas que evadan el pago de impuestos estableciendo cuentas extraterritoriales y se aprovechen de situaciones que otros ciudadanos no pueden beneficiarse porque no tienen los abogados o contadores que les permitan usar estos trucos. Supongo que se podría decir que yo soy un populista.”

No paró ahí. El mandatario estadunidense criticó a quienes nunca se han preocupado por la gente o los trabajadores y a aquellos que dicen cosas controvertidas para obtener votos.

“Una persona que nunca ha demostrado preocupación por los trabajadores, que nunca ha luchado en cuestiones de justicia social o asegurarse que los niños pobres tengan una oportunidad, o que reciban atención médica, y que de hecho han trabajado en contra de la oportunidad económica para los trabajadores y las personas ordinarias, ellos no se transforman de la noche a la mañana en populistas porque dicen algo controvertido simplemente para obtener más votos. Eso no es una medición de lo que es ser populista, eso es ser nativo o es xenofobia quizás, o aún peor, es ser un cínico”.

Y enseguida vino la lección: “Entonces yo les diría: tengan cuidado en darle a cualquier persona que emerja en un momento de ansiedad, darle el título de ser populista. ¿Dónde han estado? ¿Han estado luchando por el bien del trabajador? ¿Han creado oportunidad para más personas? No. Y sí hay personas como Bernie Sanders que se merecen ese título porque él siempre realmente se ha preocupado y ha luchado por estas cuestiones, y ahí simplemente podemos decir que compartimos valores y objetivos y cómo lograrlos”.

El maestro

El Primer Ministro de Canadá, Justin Trudeau, también hizo tambalear al presidente Enrique Peña Nieto cuando le pidió privilegiar el diálogo en el conflicto magisterial que se vive en México.

Trudeau habló espontáneamente, y recordó su experiencia al interior de las aulas: “Obviamente, como maestro, tuve una buena conversación acerca de esto con el Presidente, en lo que concerniente a estos preocupantes incidentes ocurridos (en Nochixtlán, Oaxaca, el pasado 19 de junio), pero también sobre la necesidad de entablar un diálogo constructivo y garantizar el fortalecimiento del estado de derecho”, dijo en conferencia conjunta con Peña.

0 comentarios:

Visitantes